1 billón de euros

De momento, es el rescate que ha puesto la UE encima de la mesa para el sistema financiero europeo. 1 billón de euros (se dice pronto), que es más del doble del que ha puesto Bush para tapar la hemorragia del suyo, ellos que han generado este desaguisado. Un plan de rescate que sabemos por lo que dicen los medios de comunicación, más que por la transparencia de lo acordado y que, tampoco se nos apunta cuales van a ser las contrapartidas.

Lo comentaba esta mañana con El lanzador de botellas. Algo ha dejado claro esta crisis del neoliberalismo fracasado: si hay dinero para salvar las consecuencias de la avaricia y de la basura económica, quiere decir que cumplir los Objetivos de Desarrollo del Milenio es posible. Lo único que hace falta es tener voluntad y compromiso político.

Hoy, sin contar todavía este crash financiero, hay más pobres y más pobreza. En el planeta, fruto del fundamentalismo económico y de nuestro escapismo galopante, existen -sobreviven- 1.400 millones de personas con menos de 1 dolar al día, que se preguntarán cuál es el plan de rescate para ellos y ellas.

Dice Manu Chao en La radiolina que “la resignación es un suicidio permanente“, así que cada cual adopte la pose que quiera, pero tampoco hay excusas para quienes creemos y apostamos por un mundo mejor. Por eso, animo a la acción, a participar en esta semana de movilizaciones contra la pobreza, para que la pobreza como situación de sufrimiento y anulación de millones de personas no “nos dé de comer ni nos vista“.

Imagen de previsualización de YouTube
Ayúdanos a compartir este texto