Inside Job

En la prensa seria de mi país, ni tan siquiera se le hace mención a Inside Job, el documental que en la pasada gala de los Oscar obtuvo el principal reconocimiento en su categoría. Dirigida por Charles Ferguson, aborda la crisis financiera mundial que se originó en los EEUU.

Para Ferguson, “el argumento central es que la desregulación, que comenzó en la década de 1980, da lugar a la aparición de lo que tiene, sin exageración, dado lugar a una industria criminal. El sistema  financiero norteamericano se ha convertido en una industria criminal, en particular la banca de inversión. (…)

En la película, pasamos por una lista de actividades criminales a gran escala, en los que las principales instituciones financieras ya han sido condenadas. En este sentido, se ha desarrollado una cultura en la banca de inversión estadounidense, donde no hay restricción en lo que la gente hace.

A medida que esta industria se ha vuelto más poderosa y rica, ha corrompido a instituciones y a personas”.

Ferguson, en su discurso de agradecimiento al recoger la estatuilla, no se mordió la lengua y dijo:

Discúlpenme, debo comenzar señalando que tres años después de la terrible crisis financiera provocada por fraudes masivos ni un solo ejecutivo financiero ha sido encarcelado.

No le falta razón.

And the winner is…

Ayúdanos a compartir este texto