Nada más falta que también se hunda la esperanza #7OYoVoy #wddw

En la europea Viena de aquel noviembre de 2006, como resultado la fusión de la CIOLS y la CMT, se constituyó la Confederación Sindical Internacional (CSI – @ituc), la respuesta del sindicalismo mundial a los desequilibrios e injusticias de la globalización. Aquel histórico acto, legitimado por más 180 millones de trabajadores y trabajadoras afiliadas, de tres centenares de organizaciones nacionales y sectoriales en 170 países, acordó por unanimidad pasar a la acción con la convocatoria a escala planetaria del 7 de octubre como Jornada Mundial por el Trabajo Decente. Dos años después del acuerdo, se realizó la primera de ellas reclamando trabajo decente, la universalización del trabajo con derechos, luchar contra la pobreza y la desigualdad y ejercer la solidaridad internacional.

Desde entonces, el mundo del trabajo junto con organizaciones sociales denuncian las situaciones de explotación y pobreza, de falta de derechos y de la necesidad de comprometerse con la mayor aspiración de la gente, reclamando a los gobiernos la  «dignificación del trabajo, de la internacionalización de los derechos laborales y del desprestigio de unas condiciones económicas de explotación que, con la coartada del progreso y la modernidad, agravan la realidad de un mundo injusto, insolidario y desamparado«. (2009, 2010 y 2011).

Este año, la crisis económica, social, política e institucional que acampa en Europa y con mayor impacto en España, las organizaciones adheridas a la Cumbre Social (@SocialcumbreS), reclaman medidas más justas, equilibradas en el reparto de responsabilidades y esfuerzos, orientadas a la protección de las personas, a la defensa de los servicios públicos esenciales y al crecimiento económico en contraposición a las medidas de austeridad y de recortes que tanto sufrimiento innecesario genera en millones de personas y que están desmontando los servicios más esenciales para la ciudadanía: la sanidad, la educación, la protección social, la cooperación internacional o las políticas de igualdad. Los Presupuestos Generales del Estado para 2013, presentados en su fase de discusión por el Gobierno, siguen por la senda de «más paro, más recortes, menos protección social«.

Por ello, la Cumbre Social convoca movilizaciones el domingo 7 de octubre «para expresar el rechazo a estos presupuestos y para exigir una salida de la crisis que garantice la reactivación económica, la generación de empleo, la recuperación de la protección social y de nuestro mermado Estado del Bienestar«. Este es el mapa de convocatorias.

Mapa más grande.

Las reclamaciones que fundamentaron la Jornada Mundial por el Trabajo Decente, no solo siguen vigentes, sino que se han acentuado en todo el globo. Nada más falta que también se hunda la esperanza. Pasa a la acción y haz correr la voz.

En twitter:  #7OYoVoy#wddw |

Ayúdanos a compartir este texto