Toussaint: “El FSM en contacto con una realidad en ebullición produce una reacción química positiva”

Balance del Foro Social Mundial de Túnez #FSM2013 | Sergio Ferrari, desde Túnez

El Foro Social Mundial (FSM) cerró su novena edición centralizada este sábado 30 de marzo en la capital tunecina con un balance cuantificable significativo. Más de 50 mil participantes; casi mil actividades de todo tipo; una manifestación de apertura el martes 26 que reunió a 25 mil personas y una concurrida marcha de clausura en solidaridad con el pueblo palestino. “Un foro muy positivo” según el análisis del historiador y militante social belga Eric Toussaint, coordinador del Comité para la Anulación de la Deuda del Tercer Mundo (CADTM), una de las organizaciones que integran el Consejo Internacional del FSM desde sus inicios.

Sergio Ferrari: ¿Cuáles han sido los aspectos más importantes de esta nueva edición del FSM?

Eric Toussaint: Se dio una fuerte participación tunecina en muchas de las actividades. Lo vimos, por ejemplo, en los talleres y actividades que analizaron el tema de la deuda. También en la Asamblea de los Movimientos Sociales del viernes 29. Fue evidente el gran interés de la juventud y de los movimientos sociales a favor de esta iniciativa. Esto constituye un aspecto muy positivo de nuestro balance.

SF: ¿Significa que el FSM en tanto espacio sale fortalecido de esta convocatoria en el Magreb?

ET: Sin duda alguna. El FSM vive una cierta crisis desde hace algunos años. En particular el Consejo Internacional, en tanto instancia facilitadora, enfrenta dificultades enormes para encontrar una nueva dinámica… Y al mismo tiempo, el Foro Social, de manera incontestable, se mantiene como el único lugar y marco mundial donde se encuentran los movimientos sociales. Y en ese sentido, en la ausencia de otra alternativa, el FSM sigue siendo muy importante. Dado que la sociedad tunecina y de la región estén activamente movilizadas, aportó una bocanada de aire fresco y renovación a este espacio internacional. El Foro Social al entrar en contacto con una sociedad en movimiento, en ebullición, produce una reacción química, una interacción sumamente interesante y lo hemos comprobado en esta edición.

Sigue leyendo

Ayúdanos a compartir este texto

Marea humana en la capital tunecina en la apertura del “Foro de la Dignidad” #FSM2013

El primer Foro Social Mundial que se realiza en el Magreb | Por Sergio Ferrari, desde Túnez

Varios miles de manifestantes llegados del mundo entero protagonizaron el martes 26 de marzo en el centro de la capital tunecina la manifestación de apertura de una nueva edición del Foro Social Mundial. El espacio altermundialista mas importante a nivel mundial se da cita por primera vez en un país del Magreb, cuna del movimiento de los indignados.

La movilización partió casi a las 5 de la tarde hora local de la plaza 14 de enero, en la confluencia de las céntricas arterias Burguiba y Mohamed V, recorriendo más de seis kilómetros hasta el Estadio Menzah, a donde llegó dos horas y media más tarde y donde se realizó una fiesta popular con discursos y conciertos.

La marcha estuvo encabezada por un grupo de personas con capacidades diferentes. La retaguardia la conformaban organizaciones de la izquierda italiana. Más de 1 kilómetro separaba una de otra. Algunos medios internacionales de prensa calcularon en torno a 30 mil los participantes a la marcha.

Una movilización realmente impresionante, subrayó a este corresponsal un periodista gráfico de una agencia alternativa local, con experiencia en este tipo de convocatorias.

“Importante para recobrar el ánimo tanto de nosotros como de las fuerzas democráticas del Magreb” indicaba por su parte Vladimiro Lanello, militante asociativo italiano presente por primera vez en el Foro Social Mundial.

Sigue leyendo

Ayúdanos a compartir este texto

La ‘primavera árabe’ convoca al movimiento altermundialista. Foro Social Mundial #FSM2013

Foro Social Mundial… hora cero | Por Sergio Ferrari* desde Túnez.

Las mujeres darán el puntapié “oficial” anticipando con su asamblea mundial la apertura de la 12ª edición del Foro Social Mundial (FSM) este 26 de marzo.

Horas después, la tarde del mismo martes, una manifestación en la capital tunecina marcará, como es ya habitual en estos eventos, el arranque de la cita altermundialista. La marcha se iniciará en la Plaza 14 de enero, fecha emblemática que recuerda el inicio, en 2011, de la Revolución de los Jazmines.

Mujeres en acción y movilización callejera, en el marco de la transición democrática, subrayan los aspectos esenciales de este primer FSM en el Magreb, 12 años después de Porto Alegre 1.

En un contexto político complejo y desafiante. En el cual, luego de la insurrección del 2011 que volteó a Ben Alí, las tensiones crecientes entre islamismo radical en el gobierno y fuerzas democráticas opositoras acaparan el escenario político de este país de diez millones de habitantes.

Sigue leyendo

Ayúdanos a compartir este texto

“El éxito dependerá de la participación de los movimientos sociales” #FSM

Entrevista con Mimoun Rahmani, del Foro Social de Magreb | Por Sergio Ferrari*

El éxito o fracaso del próximo Foro Social Mundial (FSM) de Túnez (26-30 marzo) dependerá, fundamentalmente, de la capacidad de los movimientos sociales de apropiarse de este espacio abierto y llenarlo con un verdadero contenido transformador. Tesis principal de Mimoun Rahmani, miembro activo del Foro Social del Magreb, quien en esa calidad ha participado en algunos de los espacios preparatorios de Túnez 2013.

“La región del Magreb/Máshrek, principalmente Túnez, Marruecos, Argelia, Egipto, ha protagonizado en los últimos años importantes sublevaciones populares. Es un proceso en marcha, no concluido, que va a exigirnos tiempo y lucha…”, subraya Rahmani, uno de los responsables de ATTAC Marruecos y del Comité para la Anulación de la Deuda del tercer Mundo (CADTM) en ese mismo país.

En ese sentido, la convocatoria de fines de marzo en la capital tunecina que prevé reunir entre 30 y 50 mil participantes —según cálculos estimativos de los organizadores— , “puede tener un impacto significativo si los movimientos sociales más dinámicos de la región, los que protagonizaron los procesos revolucionarios, están presentes”.

Reto no automáticamente asegurado, dado que muchos de esos actores sociales de primera línea, “tienen prioridades de agenda muy específicas y además padecen de muchas limitaciones financieras para desplazarse”, enfatiza Rahmani.

De ahí la importancia que las promesas de los organizadores del FSM 2013 de destinar un porcentaje del presupuesto para facilitar esa participación, realmente se concrete. Según Rahmani en un principio sobre un presupuesto total de en torno de 1 millón y medio de euros se preveía destinar un 15% para un “fondo de solidaridad” para promover la participación.

Sigue leyendo

Ayúdanos a compartir este texto

Indignación y altermundialismo: dos décadas de resistencias globales

De cara al Foro Social Mundial  de Túnez | Sergio Ferrari*

Cuando el joven desempleado tunecino Mohamed Bouazizi se inmoló públicamente el 17 de diciembre de 2010, no imaginaba que su rabia individual explotaría rápidamente en indignación casi universal. Reconvertido en verdulero, y harto por el acoso oficial que le impedía trabajar libremente con su carretón, la denuncia de Bouazizi detonó en pocos días movilizaciones masivas en su país. Muy rápidamente, su indignación y la de su tierra desbordaban las fronteras regionales y continentales.

La protesta tunecina, que sacó finalmente del poder a Ben Ali, se extendió a Egipto y a otros países de la región, promoviendo cambios significativos en tiempos históricamente cortos. De esta manera, la así llamada “primavera árabe” comenzaba a socavar las bases de monarquías duras o democracias desgastadas mediante cambios internos relevantes.

Apenas separada por el Mar Mediterráneo, la revuelta del África nor-sahariana no tardó en acercar orillas para transformarse en indignación europea.

El 15 de mayo del 2011 detonó en Madrid un proceso de movilizaciones ciudadanas masivas que se extendieron por toda España y se reprodujeron en centenares de ciudades en más de cuarenta países del mundo. Como resultado de una marcha multitudinaria auto convocada  a través de Internet por la coalición Democracia Real Ya, los manifestantes ibéricos decidieron ocupar la capitalina Plaza del Sol, convirtiéndola durante semanas en su propio campamento urbano.

La ocupación, método de lucha recurrente empleado por muchos movimientos sociales en el mundo entero para defender sus reivindicaciones más sentidas, como la reforma agraria de “los sin tierra” o la vivienda popular de “los sin techo” brasileros”, se desplazaba así al mismo corazón de la Unión Europea. Se estaba inaugurando una masiva modalidad de protesta ciudadana. Centenares de plazas y parques adquirieron el formato de los conocidos plásticos negros y las carpas improvisadas de los acampados del Sur.

La exclusión social, cada vez más intensa y dramática; el desempleo creciente, especialmente entre los jóvenes; las políticas férreas de recortes al Estado social, y el desgaste crónico de las democracias tradicionales, aparecían como causas comunes de la movilización masificada en el Viejo Mundo.

Sigue leyendo

Ayúdanos a compartir este texto

Whitaker: “La sociedad civil planetaria recorre su propio camino que no es simple ni lineal”

El Foro Social Mundial: de  Porto Alegre (2001) a Túnez (2013). El otro mundo posible de Chico Whitaker.

Entrevista realizada por Sergio Ferrari, en colaboración con E-Changer (@echangerch), ONG suiza de cooperación solidaria, sostenida por la FEDEVACO y la Federación Ginebrina de Cooperación.

En este proceso en marcha de apenas doce años de vida, hay ya tantos logros alcanzados como desafíos pendientes. Así lo expresa Francisco “Chico” Whitaker, activo cofundador-activista-pensador del Foro Social Mundial (FSM) desde su primera edición en 2001 en Porto Alegre y miembro desde entonces del Consejo Internacional, la instancia facilitadora. A sus casi 83 años, el Premio Nobel alternativo de la paz 2006 actúa, reflexiona, conceptualiza y mira hacia el futuro de este espacio altermundialista. Próxima parada en el camino: la edición 2013 de Túnez (26-30 de marzo), tema de esta entrevista a escasas semanas de su realización.

Sergio Ferrari: El próximo foro se realizará por primera vez en el Magreb, región de intensos cambios políticos y sociales en los últimos años. ¿Cómo se decidió el lugar?

Chico Whitaker: Fue el resultado de diversas proposiciones anunciadas por organizaciones y movimientos sociales. El Consejo Internacional, que no es ni un órgano de Gobierno ni un Consejo de Administración sino una instancia facilitadora, fue construyendo la decisión del lugar de manera consensual. Resulta obvio que un Foro en Túnez en este momento pareció muy propicio en razón del significado positivo de la primavera árabe para todas las luchas mundiales. No podemos olvidar que ha sido ese movimiento social el que inspiró a miles y miles de jóvenes que han ocupado –y en algunos casos lo siguen haciendo- centenares de plazas en todo el mundo exigiendo cambios. Ni tampoco se puede olvidar el rol protagónico de la movilización de las sociedades civiles tunecina y egipcia para derrotar las dictaduras en esos países.

El FSM en una región explosiva

SF: El asesinato del dirigente opositor Chukri Belaïd el 6 de febrero pasado ha relanzado una intensa movilización social en Túnez. ¿Su lectura de esta situación de cara al FSM 2013?

CW: Los sucesos de la primera parte de febrero nos han conmovido enormemente. El crimen brutal ha despertado una reacción ciudadana muy intensa. El gran desafío de Túnez hoy es no salir de ningún modo de la democracia. Los integrantes del Comité de Organización del FSM se han inmediatamente movilizado para condenar ese crimen. Un comunicado firmado por más de un centenar de los miembros del Consejo Internacional del FSM señala que este hecho no podrá frenar el proceso iniciado por los demócratas tunecinos con quienes somos solidarios. Estamos convencidos que las fuerzas democráticas sabrán mantener la convicción profunda de elegir la resolución pacífica de los conflictos como vía para avanzar en el proceso democrático. Estamos más que nunca convencidos, también, de la necesidad de la movilización internacional para asegurar el logro del FSM 2013 y que sea un momento fuerte de apoyo al proceso democrático en Túnez.

Sigue leyendo

Ayúdanos a compartir este texto

La economía no puede desprenderse de la ética #biencomún #ebc

“Noto unas expectativas muy elevadas, algo que me emociona”, así comenzó su conferencia, en La Nau de la Universitat de València, Christian Felber, creador de la Economía del Bien Común. Un modelo alternativo que, como toda teoría postmoderna, no nos presenta una idea nueva, sino que bebe de fuentes filosóficas como la ilustración, el cristianismo o el ecofeminismo.

El punto de partida es el valor de la dignidad humana, ese es el principio y fin de todo. Esta afirmación significa que todas las personas, por el mero hecho de serlo, tenemos un valor y que todas tenemos el mismo valor. Por eso, los derechos humanos son universales. Felber considera que en estos momentos estamos en una segunda generación de derechos que tienen como objetivo la satisfacción de necesidades de la ciudadanía. Esta es la misma finalidad que los libros de texto y las Constituciones de los países democráticos atribuyen a la economía y sobre la que hay un amplio consenso.

Sin embargo, Felber detecta tres contradicciones que propone superar. El primer cambio a abordar es el de poner la práctica económica en concordancia con lo aprobado en las Constituciones. El segundo, el de sustituir dos reglas del juego tóxicas para las empresas: el afán de lucro y la competencia, por la búsqueda del bien común y la cooperación. Por último, plantea modificar los indicadores a través de los que se mide actualmente el éxito económico: el PIB y el beneficio empresarial, porque si el objetivo es la satisfacción de necesidades, es claramente insuficiente. Por el contrario, deberíamos consensuar aquellos ítems que reflejen mejor la “Felicidad Interna Bruta”.

Esta nueva filosofía ya ha empezado a aplicarse en más de 200 empresas de su país natal, Austria, y ha empezado a extenderse a otros países europeos. En ellas se mide cómo aporta a las necesidades humanas su producto o servicio, las condiciones laborales, la igualdad de oportunidades, el grado de participación en la toma de decisiones o su huella ecológica. También se ha comenzado a implantar en algunos municipios que, además de hacerse estas preguntas en sus empresas municipales, miden el grado de satisfacción de la ciudadanía y dan pasos hacia una democracia más real.

Christian Felber no tiene prisa, sabe que es un proceso lento que debe experimentarse en espacios pequeños donde hay más posibilidad de construir, de forma democrática, estructuras que pongan en el centro a las personas y tengan como horizonte el bien común.

Foto | Amnistía Internacional Valencia

Puedes comentar este texto en Twitter utilizando la etiqueta #ebc o en nuestra página de Facebook.

Ayúdanos a compartir este texto

Foro Social Mundial 2013 rumbo a Túnez

El Foro Social Mundial 2013 tendrá lugar en Túnez del 26 al 30 marzo con el lema Dignidad. Para el desarrollo de este 12º Foro, están trabajando en el terreno miembros de organizaciones sociales y sindicales como la UGTT (@UGTT_TN), el FTDES, la LTDH (@ltdh_tunisie), la ATFD (@atfd_tunisie), Raid-Attac (@RAID_TUNISIA), la Unión de los diplomados desempleados, la AFTURD, el CNLT y por la Asociación de Abogados de Túnez.

Foro Social Mundial 2013, como los foros sociales anteriores, permitirá en reencuentro de hombres y mujeres que están luchando en sus comunidades y en su vida cotidiana contra la gestión neoliberal de la economía, contra las exigencias de los mercados financieros, y contra la dislocación de sociedades que luchan por la construcción de la democracia ahora, la igualdad de todos y todas, la solidaridad, la justicia y la paz, y por la preservación del medio ambiente y la defensa de los bienes comunes.

La organización del encuentro plantea un formato “extendido”, de esta forma se permite participar activamente a las organizaciones, redes y movimientos de la sociedad civil que lo deseen, estén donde estén en el mundo, y cualquiera que sea el tamaño de la delegación que puedan enviar a Túnez.

El FSM es un espacio de debate democrático de ideas, profundamiento de la reflexión, formulación de propuestas, cambio de experiencias y articulación de movimientos sociales, red, ongs y otras organizaciones de la sociedad civil que se oponen al neoliberalismo y al domínio del mundo por el capital y por cualquier forma de imperialismo. Después del primero encuentro mundial, realizado en 2001, se configuró como un proceso mundial permanente de búsqueda y construción de alternativas políticas neoliberales.

Para participar en el Foro es necesario registrarse de manera individual, como organización o unirse a una de ellas. Las organizaciones puede proponer actividades (debates, seminarios…) hasta el 20 de enero de 2013 en base cualquiera de los 11 ejes temáticos para el debate.

Sigue leyendo

Ayúdanos a compartir este texto

Vosotros, los líderes, cumplir los compromisos #TomaNotaG20

■ Trabajar juntos para restablecer el crecimiento global y alcanzar las reformas necesarias en los sistemas financieros mundiales.
■ Poner las bases para una reforma que nos ayude a asegurarnos de que una crisis global como esta no volverá a ocurrir
■ Reforma de los mercados financieros.
■ Fortalecimiento de la transparencia y la responsabilidad.
■ Mejora de la regulación.
■ Promover la integridad de los mercados financieros.
■ Reforzar la cooperación internacional.
■ Reformar las instituciones financieras internacionales.

Básicamente estos fueron los principales compromisos del #G20 recogidos en la histórica declaración de Washington “Nosotros, los líderes” (16.11.2008), en la fase inicial del tsunami financiero. Siguen sin cumplirse, y lo peor es que la situación sigue siendo muy preocupante. Las víctimas no entienden de falsas esperanzas y de huecos compromisos. Hoy hay más pobres y más pobreza. Hoy el mundo es más indecente. Las víctimas son más y la justicia social es menor. ¿Creen que la cumbre en México, que se desarrolla estos días, tiene credibilidad? Apuesto que no y con ello, admito que quiero equivocarme. Una cumbre economicista —solo hay que ver el perfil de los sherpas— volverá a dejar en el olvido situar en el centro de todas las prioridades a las personas y su mayor aspiración: el trabajo decente. Veremos.

 

Ayúdanos a compartir este texto