Los salarios bajan y Montoro engaña

La afirmación del Ministro Montoro, en sede parlamentaria, de que “los salarios no están bajando en España, sino moderando su crecimiento” tiene, en mi opinión, una doble lectura.

Como ves en el tuit publicado ayer, los datos del Banco de España en su informe anual, contradicen la versión del titular de Hacienda. De ahí que uno pueda llegar a la primera conclusión: el ministro desconoce la realidad de la que habla de forma tan gratuita y con cierta burla hacia los trabajadores y las trabajadoras.

La segunda hipótesis que nos presenta tal afirmación es que conociendo esta realidad, miren sino como tan alegremente el Presidente Rajoy trasladaba a los inversores japoneses, Montoro ha intentado engañarnos.

En cualquier de los dos supuesto, queda retratado e inhabilitado.

Ayúdanos a compartir este texto

Yo soy de la #mareadecente contra la #reformalaboral #19F

#19F #mareadecente

Participaré en las manifestaciones, para mostrar mi rechazo a esta norma que legaliza unas relaciones laborales de sumisión y “low cost”.

El 19 de febrero se han convocado en todas las capitales de provincia de España, manifestaciones que quieren mostrar nuestro rechazo a una norma que:

– Nos impone el Gobierno del Partido Popular a la gran mayoría de ciudadanos y ciudadanas y de trabajadores y trabajadoras.

– Convierte a esa gran mayoría de personas en sujetos más indefensos y con menor capacidad de reivindicación de un trabajo decente y unas condiciones de trabajo dignas.

– Otorga a una minoría, los empresarios y empresarias, en personas con gran capacidad para ejercer un abuso de poder en el ámbito de las empresas al imponer todo tipo de condiciones.

– Elimina derechos laborales e individualiza las relaciones laborales aplicando la lógica del sálvese el que pueda, frente a la negociación colectiva.

– Identifica a las personas desempleadas como “fraudulentos” y por ello, se les aplica “trabajos comunitarios”. Quienes tienen la obligación de contratar es el empleador y no el empleado desempleado.

– Por unas relaciones laborales y un mercado de trabajo digno.

– Por el respeto a los trabajadores y a las trabajadoras.

Conseguir una gran y potente movilización durante el proceso del trámite legislativo, favorecerá a que retrocedan en sus planteamientos.

Somos la #mareadecente. Súmate al reto. Corre la voz.

Ayúdanos a compartir este texto

Esperando la política…

(…) ¿Le ha gustado a José K. el cambio de Gobierno? Pues cree que está bien, lo que demuestra que la cosa estaba mal. O lo que es lo mismo, que si creemos que Zapatero ha acertado ahora será porque damos por sentado que antes se ha equivocado hasta el desastre. Y si hoy apostamos por la experiencia, ¿por qué hemos tenido lo que hemos tenido? No es la edad: es el currículum, estúpido, es el currículum. (…)

(…) Porque está muy bien que se hayan buscado ministros para explicar. Aplaudamos con ritmo hasta llegar a las palmas de la rumba, que siempre significan alegría, contento y jarana. Pero nuestro hombre, que trae el retintín de serie, se pregunta: ¿y para explicar qué? ¿Que vamos a hacer la mejor política de derechas del mundo mundial? ¿Que David Cameron es una criatura de pecho ante los recortes que debemos emprender, Europa nos señala, el FMI se enfada y hasta Obama y un señor chino nos guían por la buena senda? ¿Que le vamos a hacer al Partido Popular el grueso de la reforma laboral que ni siquiera se atreve a anunciarnos don Mariano Rajoy Brey, tan ricamente en la sombrita observando cómo a los que sus comandos de asalto tachan de rojos peligrosos y paleolíticos le hacen el trabajo sucio? (…)

../..

Lo dejo aquí. Puedes acceder al texto completo, sobre la crisis de Gobierno de España, “Pero, ¿tienen algo que explicar?”  de José María Izquierdo.

Ayúdanos a compartir este texto

100 días para el Ministro de Trabajo

La cartera de Trabajo va a ser una de las más complicadas de gestionar, no solo por el conflicto abierto que tiene con los sindicatos sino también por las reformas que quedan por hacer: negociación colectiva, pensiones y políticas activas de empleo; pero sobre todo por la imperiosa necesidad de generar empleo. Leyendo la entrevista publicada en el diario El País, extraigo estas conclusiones.

I. El Ministro de Trabajo, Valeriano Gómez, está a favor de la reforma laboral, hoy Ley 35/2010, que motivó la pasada huelga general del 29 de septiembre. Por lo tanto, el conflicto sindical lo sigue teniendo abierto. No es una cuestión menor recordar que las organizaciones sindicales exigen rectificación y a ésta, ni se le espera. De sus palabras se deduce una posible negociación del desarrollo de la ley.

II. Es un hombre que va más allá de tener el carné en la “mesilla de noche”. Es muy de su sindicato por el cual,  Gómez se mojó y se mojará. Este es el quit de la cuestión.

III. Al parecer hay un gran problema de comunicación de las cuestiones del gobierno. Gómez se suma a esta idea queriendo “explicar esa reforma”. Y a esto dos cosas: la primera, la reforma ya está explicada; y dos, lo que debería explicar el ministro es cómo va a recomponer el diálogo social y cuál será su formato, contenidos y tiempos.

IV. Ya sabemos que las reforma pendientes son imparables. Lo que todavía no sabemos son las propuestas del Ministerio de Trabajo para afrontar las reformas. Quizás su vecina, la Vicepresidenta II y Ministra de Economía, ya tenga clara las líneas del Ejecutivo.

V. Está bien eso de dar algún que otro titular como “La reforma de pensiones ha de ser pactada” y acto seguido imponer los cambios “en los convenios con o sin agentes sociales”.

Espero esos cien días para que pueda escribir otro texto enmendando mis errores.

Ayúdanos a compartir este texto

Yo voy a la huelga general

A pocas horas del inicio de la huelga general convocada por CCOO y UGT en toda España, quiero manifestar mi compromiso para secundar este paro. Dos son los principales motivos para sumarme a este derecho que tenemos los trabajadores y las trabajadoras:

I. Existen medidas, en la reforma laboral, que profundizan en poner por encima de las personas, criterios económicos injustificados y decisiones que debilitan, todavía más, el equilibrio entre partes. Esa lógica es la que nos deshumaniza, convirtiéndonos en un elemento más de la producción, alejándonos de lo principal: ser más sujetos activos de nuestras propias vidas.

II. Nos hará sufrir. La pérdida de derechos que se recogen en la reforma laboral para los trabajadores y las trabajadoras hará que tengamos menor capacidad para defender nuestros intereses, tendremos menos posibilidades de ser respetados como personas y será más difícil decir no.

Son mis dos principales motivos, que no excluye con otras razones que se han dado, pero que creo que pueden ser compartidos por muchas de vosotras, por muchos de vosotros.

Ayúdanos a compartir este texto

La belleza de la huelga general

| Jorge Riechmann |

Con independencia de todos los valores ético-políticos que pueda tener una huelga en una

situación determinada, en ella hay algo valioso en cuanto tal, más allá de las circunstancias

concretas que la enmarcan: su carácter de interrupción del curso maquinal de las cosas.

Es un corte potencialmente capaz de romper el desastre hacia el que se encamina el mundo. En

el universo del tardocapitalismo, lo maquinal es el principio de muerte, y tenemos que saludar la

discontinuidad como una afirmación de vida.

Frente a la dictadura del “tiempo real”, la demora.

Frente a la brutal coacción de lo inmediato, la articulada delicadeza de las mediaciones.

Frente al abaratamiento de la palabra (condicionado por las mejoras técnicas en el campo de las

telecomunicaciones), el valor de la reticencia y el silencio.

Frente a la falsa autoridad de la imagen, la dignidad del hueco.

Frente a la tiranía del trabajo muerto, frente a la demagogia de la normalidad, la restallante belleza

de la huelga general.

Ayúdanos a compartir este texto

Manifiesto de la Huelga General 29 septiembre

Las confederaciones sindicales de Comisiones Obreras y de la Unión General de Trabajadores hemos adoptado la decisión de iniciar un proceso de movilizaciones, que culminará con la celebración de una Huelga General el próximo 29 de septiembre, para expresar el contundente rechazo de los trabajadores y trabajadoras de este país a las políticas de recortes sociales y supresión de derechos de los trabajadores decretadas por el Gobierno, bajo amparo y excusa de directrices europeas.

El Gobierno español y los europeos han defraudado a los ciudadanos a los que representan. Los brutales ajustes económicos que se están adoptando como terapias de choque para salir de la crisis económica, son injustos socialmente, regresivos laboralmente, y equivocados económicamente porque comprometen las posibilidades de crecimiento económico y de creación de empleo.

El Gobierno español, además, se ha enmendado a sí mismo provocando un giro radical en su política económica y social que ahora se orienta de forma clara, en primer lugar, a un severo recorte del gasto público que recae fundamentalmente sobre las espaldas de los trabajadores y de los pensionistas; en segundo lugar, a una reducción de la inversión pública que frenará el crecimiento económico y la creación de empleo, y que tendrá como principales víctimas a los trabajadores en paro; y en tercer lugar, impone una reforma laboral que elimina derechos de los ciudadanos en sus puestos de trabajo.

Tras una actuación irresponsable de las organizaciones empresariales, centradas exclusivamente en obtener réditos en el abaratamiento de las condiciones de trabajo y el debilitamiento de los trabajadores, el Gobierno ha decidido optar por una desregulación laboral que puede continuar con otros recortes sociales y laborales.

Sigue leyendo

Ayúdanos a compartir este texto